Vinos italianos en copa y poesía (1)

Italia es origen de la cultura en la que el vino forma parte de la buena mesa, la religión, la historia, la geografía, la economía, la literatura, el mundo de los negocios y la seducción. Como bien dijo Dante Alighieri: “El vino siembra poesía en los corazones”.  Esta es una primera publicación con la idea de aprender a catar este país en disfrute; que sea una suerte de viaje a Italia:

 Lo que todo aficionado del vino debe saber de Italia

  1. Gran productor y exportador de vinos. Suele estar entre los primeros tres lugares.
  2. Una de sus fortalezas: los italianos se saben mercadear.  Recomendación al catador: todo lo que ellos proclaman se debe poner bajo la lupa.
  3. Italia es uno de los países con mayor cantidad de variedades de uva. En muchas regiones se han recuperado en los últimos años cepas autóctonas que estaban relegadas por las variedades internacionales. Incluso, con éstas, los italianos tienen su toque característico.
  4. Burbujas: es el país del prosecco, el franciacorta y el asti.
  5. Si hay que escoger una palabra que defina la situación del vino hoy en Italia, esa sería “dinamismo”.

Italia en regiones

“Culturalmente, Italia lo deja a uno mudo. Allí, lo único escaso es el silencio. No intente razonar el vino italiano como se hace con otros vinos. Es simple y complejo, diferente”, afirma el profesor Alberto Soria. Las regiones son países con gustos, sabores, estilos, arte, historia, carácter y vino: mucho vino y diferente.  Sus cuatro principales regiones, según el autor Oz Clarke:

Piamonte y noroeste de Italia

Se vanagloria de ser, desde la Antigüedad, una de las regiones más célebres por sus vinos. Los griegos fueron los primeros en llevar vinos de calidad a la región. Vinos tintos potentes y fragantes con las uvas nebbiolo y barbera. Sus más famosos: Barolo, Barbaresco, Barbera d´Alba y Dolcetto, entre otros.

Véneto y nordeste de Italia

Los mejores vinos blancos de Italia provienen del Véneto y el Nordeste. Son intensos, nunca pesados, algunos muy fragantes. Los tintos suelen ser algo más ligeros, con suave astringencia (valpolicella y bardolino). La gama de uvas en la región es enorme: Pinot Grigio y Bianco, Riesling, Garganega, Trebbiano, Prosecco,  Moscato, Merlot, Cabernet, Corvina.

“En Friuli Venezia-Giulia y Trentino-Alto Adigio, los vinos DOC son varietales. No en el Véneto, donde se mezclan vinos de uvas secas. El Amarone della Valpolicella se hace con uvas secas fermentadas; es un vino fascinante”, escribe Clarke.

Toscana e Italia Central

Tierra del famoso chianti. Los mejores vinos del centro de Italia son tintos, basados en gran parte en la uva sangiovese. Sus vinos famosos: Chianti, Brunello di Montalcino, Montepulciano, Vin Santo y los Supertoscanos.

Sur de Italia

Vinos de buena relación calidad-precio; rebosantes de carácter. La revolución en calidad en el sur de Italia y Sicilia es más reciente que la de Toscana o el Piamonte, pero probablemente será más rigurosa, al parecer de la conocedora Joanna Simon.

Tintos suntuosos, blancos frescos. La Negroamaro es responsable de los vinos fuertes. Variedades autóctonas: Nero d´Avola, Aglanico, Malvasia nera, Primitivo,

La gran tradición en Sicilia es el vino encabezado. Destaca el Marsala que hoy ha recuperado calidad.

“La uva está madura, el campo arado.

Se desprende la montaña de las nubes.

Sobre polvorientos espejos del verano

ha caído la sombra.

Entre los dedos inciertos

su luz es clara,

y lejana”.

Giuseppe Ungaretti.

Para el catador, Italia es un ejercicio permanente. Siempre habrá algo nuevo, o poco conocido… Spettacolare (Alberto Soria).

Deja un comentario